Atleta veterano, de 66 años de edad, entra en consulta con dolor en el sacro,  isquio derecho y zona posterior de rodilla derecha, manifestándose el dolor al levantarse de la silla y sobre todo al correr unos pocos metros.

El paciente aporta diagnóstico médico con pinzamiento de los discos intervertebrales y protusiones discales a nivel de L2-L3, L3-L4, L5-S1; osteofitosis marginal en articulaciones sacroiliacas y  artropatía degenerativa posterior L5- S1. La descripción de la pisada es Antepie varo ( con mayor apoyo derecho), hemipie cavo y retropie varo ( con mayor apoyo izq.).

La instauración del dolor en el isquio derecho comenzó hace 3 años, provocando una disminución de la carrera en velocidad, longuitud de la zancada, intensidad y duración del entrenamiento por alteraciones en la fase de apoyo y oscilación (provocando anomalías en las funciones de amortiguación, estabilización, propulsión, aceleración, control del pie y deceleración). El servicio de podología deportiva le confeccionó unas plantillas según anterior descripción de la pisada, provocándole fuertes dolores irradiados en la parte posterior del muslo y cara anterior de tibia, limitándole todavía más la práctica deportiva (el paciente abandonó el uso de las plantillas)

El dolor empieza a disminuir progresivamente en intensidad, extensión y duración desde la 1ª sesión de terapia láser combinada bioestimulante; con la 5ª sesión puede correr 40´ (minutos) sin ninguna manifestación de dolor; con la 6ª sesión corre 1 hora sin contratiempos y recuperando los parámetros normales de la zancada que tenía antes de la lesión.

El paciente ha podido competir en varias carreras de diferente distancia (preferentemente carreras de 10 kms.); en la actualidad está entrenando para el campeonato de España de atletas veteranos que se celebrará en los primeros meses de 2014.